Arte / Articulos personales / Frases / Frida Kahlo / motivacion / Sufrimiento / Vida

Frida Kahlo: Musa de su arte

En cada una de las tragedias de mi vida, lo primero a que recurro es a un libro que mi madre me regaló: Frida una biografía de Frida Kahlo por Hayden Herrera (2002).  En las 602 páginas se resume una vida llena de intensidad, de luz, de pasión absoluta, dolor, cansancio, sufrimiento, así como mucho, mucho arte. A través de una pequeña ventanita podemos presenciar cada lágrima, cada gota de sangre, cada risa, cada amor que compartio.

Nada vale más que la risa. Es fuerza reír y abandonarse, ser luz. La tragedia es lo más ridículo

Las dos Fridas

Encuentro un gran regocijo en su arte, en su vida, en sus palabras. Una mujer que nació sufriendo, vivio sufriendo, termino como tal, pero creando en la vida fugaz un arte más hermoso y significativo que la tragedia, como flores brotando entre grietas profundas y negras.

Soy un desastre de persona, siempre amando, amando, amando. Y amando. Y nunca dejando ir.

Desde muy temprana edad la vida de Frida estuvo marcada por el sufrimiento físico, contrajo poliomielitis, la cual le causó una serie de enfermedades, accidentes y operaciones, la cual le obligó a permanecer nueve meses en cama siendo una niña. Varios de los cuadros que luego pintara en su vida adulta reflejan la temática de la soledad de su infancia. Un ejemplo es la obra de 1938 Cuatro habitantes de Ciudad de México.

Cuatro habitantes de Ciudad de México

El 17 de septiembre de 1925  empezó una agonía que la atormentó toda la vida y no la dejo tener hijos, la cual le causó múltiples abortos. En el autobús en que viajaba acompañada de su novio de entonces Alejandro Gómez Arias, fue arrollado por un tranvía, quedando aplastado contra un muro y completamente destruido. Un pintor que también se encontraba en el autobús, llevaba pintura escarchada, dejando el cuerpo de Frida ensangrentada mezclada por brillantina. Su columna vertebral quedó fracturada en tres partes, sufriendo además fracturas en dos costillas, en la clavícula y tres en el hueso pélvico. Su pierna derecha se fracturó en once partes, su pie derecho y su hombro izquierdo se dislocaron y un tubo la atravesó desde la cadera izquierda hasta salir por la vagina. La medicina de su tiempo la atormentó con múltiples operaciones quirúrgicas (32 a lo largo de su vida), corsés de yeso, así como diversos mecanismos de «estiramiento».

Al final del día, podemos soportar mucho más de lo que creemos que podemos.

Fue durante su larga convalecencia comenzó a pintar de manera más constante. En septiembre de 1926 pintó su primer autorretrato al óleo que dedicó a Alejandro Gómez Arias. En esta primera obra creó su particular forma de concebir el arte, una mezcla entre las experiencias de la vida y su sufrir.

Te mereces un amante que te quiera despeinado, con todo y todas las razones por las que te despiertas en algo así como con los demonios que no te dejarán dormir. Te mereces un amante que te haga sentir seguro, que pueda consumir todo este mundo si camina de la mano contigo, alguien que piensa que sus abrazos son una combinación perfecta con tu piel. Te mereces un amante que quiera bailar contigo, que vaya al paraíso cada vez que te mire a los ojos y nunca me canse de estudiar tu expresiones
Te mereces un amante que te escuche cuando cantas, que te apoya cuando te sientes avergonzado y respeta tu libertad; Quien vuela contigo y no tiene miedo de caer. Te mereces amante que te quita las mentiras y te trae esperanza, café y poesía

carta a una amiga

Frida contrajo matrimonio el 21 de agosto de 1929 con el artista reconocido, Diego Rivera. Su relación fue particularmente intensa, llena de amor,  pasión, dedicación del uno al otro, cómo aventuras con otras personas (Diego le fue infiel con su hermana, Cristina), vinculo creativo, odio, un divorcio en 1939 y un segundo matrimonio un año después, con Rivera

Diego en mis pensamientos

Quizá esperen oír de mí lamentos de ‘lo mucho que se sufre’ viviendo con un hombre como Diego. Pero yo no creo que las márgenes de un río sufran por dejarlo correr.

Luego de una instancia en Estados Unidos, donde sufrió varios abortos naturales la cual le costó aceptar y fue un momento bastante tormentoso para ella, regresaron México en 1933. Aquel año Rivera tuvo un romance con la hermana de ella, Cristina. La cual afectó mucho a Frida. Tanto Rivera como Frida no fueron totalmente fieles en su matrimonio. Frida inició otras relaciones amorosas tanto con hombres como con mujeres que continuaron el resto de su vida. Rivera tuvo violentos celos sobre las relaciones extramatrimoniales de su esposa aunque llevaba mejor las relaciones lésbicas de Frida que las heterosexuales. Entre los amantes de frida se encuentra León Trotsky, revolucionario ucraniano.

Tan absurdo y fugaz es nuestro paso por este mundo, que solo me deja tranquila el saber que he sido autentica, que he logrado ser lo más parecida a mi misma.

Frida Kahlo pintando en su cama

En 1938 luego de sus primeras exposiciones en Nueva York. El poeta surrealista André Bretón calificó la obra de Frida como surrealista. Cosa que ella más tarde declaró «Creían que yo era surrealista, pero no lo era. Nunca pinté mis sueños. Pinté mi propia realidad».

Solía ​​pensar que era la persona más extraña del mundo, pero luego pensé, hay tanta gente en el mundo, debe haber alguien como yo que se siente extraño y con fallas de la misma manera que yo. Me la imagino e imagino que ella también debe estar pensando en mí. Bueno, espero que si estás ahí fuera y lees esto y lo sepas, sí, es cierto, estoy aquí y soy tan extraño como tú

En 1953 en la Ciudad de México se organizó la única exposición individual en su país durante la vida de la artista.​ La exposición fue en la Galería de Arte Contemporáneo. La salud de Frida estaba muy deteriorada y los médicos le prohibieron concurrir a la misma. No obstante, llegó en una ambulancia, asistiendo a su exposición en una cama de hospital. Los fotógrafos y los periodistas se quedaron impresionados. La cama fue colocada en el centro de la galería y Frida contó chistes, cantó y bebió la tarde entera.

Frida Kahlo en la camilla del hospital atendiendo a unica exposicion

Me importa una mierda lo que piense el mundo. Yo nací puta, yo nací pintora, yo nací jodida. Pero fui feliz en mi camino. Tú no entiendes lo que soy. Yo soy amor, soy placer, soy esencia, soy una idiota, soy una alcohólica, soy tenaz. Yo soy, simplemente soy

Ese mismo año le tuvieron que amputar la pierna por debajo de la rodilla debido a una infección de gangrena. Esto la sumió en una gran depresión que la llevó a intentar el suicidio en un par de ocasiones, utilizando para ello los opiáceos prescritos. Durante ese tiempo escribía poemas en sus diarios, la mayoría relacionados con el dolor y el sufrimiento. En febrero de 1954 Frida escribió explícitamente en su diario acerca de sus ideas suicidas. Describiendo como una gran tortura los dolores físicos y psíquicos de los últimos seis meses tras la amputación; señaló que, aunque continúa pensando en quitarse la vida, lo único que la retenía era Diego Rivera, a quien no deseaba abandonar porque tiene «la vanidad» de creer que ella le hará falta. El 19 de abril de 1954 ingresó al hospital inglés tras un intento de suicidio y, aunque escribió en su diario que ha prometido no recaer, el 6 de mayo, tienen que hospitalizarla nuevamente por el mismo motivo.

Pies, ¿para qué los quiero si tengo alas para volar?

ESCRIBIÓ en su diario

Frida Kahlo murió en Coyoacán el  13 de julio de 1954. Sus restos fueron velados en el Palacio de Bellas Artes de la Ciudad de México. Su cuerpo fue incinerado y sus cenizas se conservan en la Casa Azul de Coyoacán (actual Museo Frida Kahlo), la cual hoy en dia es un museo.

¡Viva la vida!

Su último cuadro también se exhibe en el Museo Frida Kahlo. Se trata de un óleo sobre masonita que muestra varios cortes de sandías en tonos muy vivos. En uno de estos trozos y junto a su firma se puede leer «VIVA LA VIDA. Coyoacán, 1954, México». Las últimas palabras en su diario fueron: «Espero alegre la salida y espero no volver jamás».​

No reniego de mi naturaleza, no reniego de mis elecciones, de todos modos he sido afortunada. Muchas veces en el dolor se encuentran los placeres más profundos, las verdades más complejas, la felicidad mas certera.

Frida inspira con su arte, llega universalmente a través del sufrimiento, y del amor . Quizás es por esta razón que actualmente es mundialmente más conocida que el mismo Rivera. Hizo un arte personal, tan intimo, y desgarrador, probando como el dolor físico, el aborto, la infidelidad, el sufrimiento, lo que era tan particular y único a ella, también lo es para otros. Inspirando a artistas alrededor del mundo, traspasando límites de idioma, y tiempo.

Si aún no conoces la obra de Frida, puedes visitarlo aqui.

Soy mi propia musa. Soy la persona que mejor conozco. Soy la persona que quiero mejorar.

En cada tragedia casi cómica de mi vida, porque realmente no se compara con el sufrir de Frida en su vida, encuentro conforte, pienso en esta mujer extraordinaria, convirtiendo sus tragedias en arte. No de manera resiliente y calma, como los psicólogos nos recomiendan que actuemos en momentos difíciles, al límite y caóticos de nuestras vidas. En cambio enfrentándolo quizas con mas dolor, transformando en lecciones, en arte, en vida misma.

Hay algunos que nacen con estrella y otros estrellados, y aunque tú no lo quieras creer, yo soy de las estrelladisimas…

La vida de Frida Kahlo es un testimonio de superación, de tomar el dolor y todo aquello que nos hace sufrir y convertirlo en algo más que una fea herida. Pero esta en nuestra parte hacerla así, darle un significado, una forma que va más allá de nosotros mismos. De pintar la sangre y la tragedia a nuestros colores. Transformando el sufrir en belleza. Y no hacerla de forma majestuosa, resiliente, y feliz, mas bien, transformándolo de manera humana. Transformándola de manera caótica, dolorosa y sucia, pero transformando al fin.

¡Quién diría que las manchas viven y ayudan a vivir? Tinta, sangre, olor… ¿Qué haría yo sin lo absurdo y lo fugaz?

Frida ha dejado su huella en el arte, cada pisada de dolor que venía de su mismo cuerpo y de su corazón atormentado por Diego Rivera, lo transformó en obra, pincelando su vida en sus propias condiciones. Frida nos deja en claro, que cualquier sufrimiento o tormento que estés pasando en tu vida, sea mínima o sea del tamaño del mismo universo, también eres el artista de tu propia vida, y cómo transformas ese dolor en las entrañas que arde tanto en tu arte. Viva la Vida, sé arte y sé tu propia musa.

Lo que no me mata, me alimenta.

La voz de Frida Kahlo

Comentarios

Richard
junio 16, 2019 a las 9:37 pm

Me encanto el articulo, la mejor pintora…su vida una obra



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *